Patrulla estadounidense disparó gas pimienta a mexicanos

En una de las zonas más pobres de la mexicana Ciudad Juárez, donde se encuentran las compuertas del Río Bravo, frontera natural entre México y Estados Unidos, la Patrulla Fronteriza estadounidense disparó gas pimienta a algunas personas que se bañaban en el afluente.

El pasado domingo, los agentes dispararon al grupo de personas que se bañaban en el territorio estadounidense del río, quienes tras la agresión lanzaron piedras al guardia que cuidaba las compuertas, denunciaron varios ciudadanos mexicanos que fueron testigos de la agresión.

En un video casero de los acompañantes de los afectados, que circula en las redes sociales, se observa cómo acuden varios agentes de la patrulla fronteriza estadounidense y de la policía municipal de Ciudad Juárez para retirar de las compuertas estadounidenses a unos jóvenes mexicanos.

“El domingo por la tarde recibimos una llamada de auxilio de un guardia de la Comisión estadounidense de Límites y Agua, que estaba siendo atacado con piedras por un grupo de jóvenes”, contó este martes a Efe Ramiro Cordero, portavoz de la Patrulla Fronteriza en El Paso, Texas.

“Los jóvenes estaban del lado americano tirándoles piedras al oficial de la Comisión. Se les ordenó a salirse de las inmediaciones. Rehusaron las órdenes y se les disparó con unas bolsas de talco de pimienta, que no causan la muerte, si te duelen tres segundos después que te pegaron, es mucho”, explicó el agente.

Conocer la frontera entre México y Estados Unidos puede ser complicado para los que deciden correr el riesgo de bañarse en esas aguas del río Bravo, conocido como río Grande en Estados Unidos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *